CARCAIXENT- EN LA RIBERA DEL XUQUER - VALENCIA - COMUNIDAD VALENCIANA

     

  NOTICIAS

MENU

Guía de actividades
Notas de prensa
Agenda
Guía de la Salud
Biblioteca
Antivirus
Noticias de Carcaixent
Convocatorias
Teléfonos de interés
Premios
Fotos de Carcaixent
Testimonios
Buscar familiares
Tablón de anuncios
¿Has perdido algo?

OPINIÓN

Articles d'opinió
Notícies que fan pensar
Selección de Blogs
Escribe a tu Ajuntamiento
Libros recomendados
Tu link favorito

MÁS ENLACES

NOTICIAS DEL MUNDO

GUIA TONER

TODO SOBRE JUEGOS

TODO SOBRE MOTOS

SOBRE VALENCIA

TRABAJO Y EMPLEO

Ofertas de Trabajo
¿ Buscas Trabajo ?

SERVICIOS

Oferta cartuchos y toners
Anuncios sobre el campo
VENTAS Inmuebles
COMPRAS Inmuebles
Anuncios Traspasos
Alquileres

ENSEÑANZA

Centres d'Ensenyament
Clases particulares
Lecciones de electrónica
Oposiciones magisterio
Cursos Informática

AULA MATEMATICAS

Derivadas
Más de derivadas
Ejercicios de selectividad

HEMEROTECA

Programa de festes 2009

Programa de festes 2008

Programa festes 2010
Paelles 2010
Exposición óleos Salom Ortiz

Programa de festes 2007

Festes 2006 Programació d'actes

Falles 2006 Carcaixent
Paelles 2010
Paelles 2009
Paellas 2006
Mercadillo Cogullada
Carcaixent nevat
Carcaixent Cultural
Historial de acontecimientos
MÁS NOTICIAS

VARIOS

Enlaces sobre Carcaixent
Contactar con amigos
Pasar la ITV
Medios informativos

IMATGES

Imatges del poble
Fotos  por José Teruel
Imatges per al record
Publireportaje
Histórico de mensajes

Página principal

 

 

SEQUÍA EN LA COMUNITAT

Un Júcar que agoniza debe regar 55.000 hectáreas, un 15% de la superficie de cultivo de la Comunitat

A pesar de su estado, por la sequía y la contaminación, el río también aportará 80 hectómetros cúbicos al Vinalopó

El principal río valenciano, el Júcar, atraviesa una de las etapas más agónicas conocidas. La extrema sequía y la contaminación conforman un binomio de difícil solución. A pesar de ello, da riqueza a 55.000 hectáreas de las dos Riberas y en un futuro, cuando esté acabado el trasvase al Vinalopó, regará también 37.730 hectáreas más.

ANTONI GALDÓN/ ALZIRA

 
 

El río Júcar llegó a tener este aspecto en un tramo de 20 kilómetros, lo que encendió todas las alarmas.

Las Provincias  18 de Diciembre de 2006  

El río Júcar, a pesar en su deficiente estado actual, tiene una importancia sublime para la economía valenciana. De sus aguas se nutren 55.000 hectáreas de regadío, el 15 % del total de la Comunitat. Además, sólo de sus aguas superficiales se alimentan la Ribera, la Alta y la Baixa. Pero en un futuro, cuando esté acabado el trasvase al Vinalopó y siempre que haya excedentes, aliviará los secos campos de Alicante con una estimación de aporte de 80 hectómetros cúbicos año para regar 37.730 hectáreas que beneficiarán a unos 15.000 agricultores.

También ayuda en el abastecimiento de Valencia con el canal Júcar-Turia, que se alimenta directamente del embalse de Tous. Este canal de 60 kilómetros transporta 32 metros cúbicos por segundo de agua para el consumo de los 1,4 millones de habitantes del área metropolitana de Valencia y los 60.000 de Sagunto. Además irriga 25.000 hectáreas, incluidas en la cifra total.

Además el Júcar sirve de soporte vital para mantener el nivel fluvial de una Albufera cada vez más agonizante, sobreexplotada y diezmada por la acción humana.

La Albufera es todavía hoy una de las zonas húmedas de mayor importancia de España y que identifica mejor la forma de vida e idiosincrasia de los valencianos. Una prolongada disminución de su caudal podría poner en serio peligro su espacio y la subsistencia de las marjales, ullals y arrozales, base primordial de la agricultura, alimentación y desarrollo.

La situación del lago de la Albufera ha atravesado este verano una situación crítica en cuestión de nivel de aguas en todo el humedal. Según fuentes del Parque Natural, “esta situación se ha normalizado ahora gracias al aporte providencial de las últimas lluvias”.

Pero, además de la sequía, el otro pilar maldito del río es la grave contaminación que sufre al discurrir por los municipios de Villanueva de Castellón, la Pobla Llarga, Carcaixent y Alzira. La demora en la construcción de la depuradora, que se inaugurará en 2007 y los vertidos incontrolados hicieron que en septiembre aparecieran miles de peces muertos, primero en Alzira y más tarde en Sueca.

Antes de entrar en la Comunitat, la cuenca hidrográfica del Júcar atraviesa un sinfín de hermosos y singulares paisajes. Sin embargo la acción del hombre ha dejado huella en su recorrido. La central hidroeléctrica de Cofrentes y la central de Cortes II, causante de la inundación el tramo del río entre la mola de Cortes y el castillo de Xirell, son dos ejemplos de este impacto.

Claro que partir de Cortes y hasta Millares y Dos Aguas, el Júcar vuelve a su forma primaria con espectaculares paisajes donde confluyen meandros, arboledas y hasta una garganta de 400 metros de caída libre sobre paredes abruptas. Desde Millares corre por el estrecho fluvial de la Cerrada para verter sus aguas en el pantano de Tous.

El Júcar entra en la Ribera
Desde la presa de Tous el Júcar entra en la comarca de la Ribera, a apenas 30 kilómetros del Mediterráneo. Sumacàrcer y Tous son los primeros términos por donde discurre.

Tous toma distancia de su lecho fluvial a raíz de la construcción del pantano que se ubicó en el valle de la comarca de la Canal de Navarrés, hoy anegado y que obligó en 1971 a que su núcleo poblacional se trasladase a un nuevo enclave creado en la partida de la Garrofera de Alzira. Es así como el legado generacional del municipio de Tous con la proximidad del río Júcar y su devenir histórico rompe su vínculo de siglos.

Sumacàrcer continúa a su vera, testigo de su paulatino deterioro marcado por el cambio climático y un caudal cada vez más escaso propiciado por los terrenos de secano de la Mancha Occidental convertidos en nuevos regadíos.

La calidad de las aguas del Júcar a su paso por Sumacàrcer es buena, porque vienen del pantano. El municipio cuenta con depuradora desde hace tres años que garantiza que las aguas residuales lleguen limpias.

Txema Peláez, alcalde de Sumacàrcer, manifestó que no hay contaminación ni antes ni después de Sumacàrcer, ‘‘pero sí se viene notando una sequía que dura más de dos años y pone en situación muy crítica su ecosistema”.

Sobre la realidad de Sumacàrcer, comentó que el caudal mínimo ‘‘puede garantizar la vida de su fauna, pero si a la poca agua se une la contaminación pasa lo que pasa y hemos sido testigos en septiembre”. A lo largo de este verano y otoño se han sucedido varias masivas mortandades de peces, las acaecida a su paso por Alzira y en los términos municipales de Sueca y Polinyà de Xúquer. “Vivimos de espaldas al Júcar. El río se ha utilizado como un vertedero en las últimas décadas y esta aptitud ha de cambiar y pronto”, comentó Peláez.

“Si queremos que el agua sea buena para nuestros campos el río ha de tener en primer lugar caudal y luego estar en las mejores condiciones posibles de salud. Es cuestión de mentalidad. Es necesario un Júcar sano para mantener una agricultura de calidad y que sirva además de reclamo turístico”, recalcó Peláez.

Comentarios:

Mandar comentario

 

 

Protección de datos

Aviso Legal

© 2000/2018 decarcaixent.com

Joanot Martorell, 1 46740-Carcaixent

Tel.  629 74 21 54